Cullerot

Cullerot

Variedades: 20% Pedro Ximénez, 20% Macabeo, 20% Verdil, 10% Malvasía, 10% Tortosina, 10% Chardonnay, 10% otras. Grado alcohólico: 13.5°C. Tipología del suelo: Franco arenoso: Verdil , Chardonnay, Macabeo. Franco arcilloso: Malvasía, Pedro Ximenez, Tortosina. Altitud sobre el nivel del mar: aproximadamente 600 metros Extensión del viñedo: 10 Ha Tipo de plantación: espaldera clásica y vasos antiguos Producción […]

Pedro Ximénez, Macabeo, Verdil, Malvasía, Tortosina, Chardonnay, otras 6 meses en tinajas de barro Valencia.

Variedades: 20% Pedro Ximénez, 20% Macabeo, 20% Verdil, 10% Malvasía, 10% Tortosina, 10% Chardonnay, 10% otras. Grado alcohólico: 13.5°C.
Tipología del suelo: Franco arenoso: Verdil , Chardonnay, Macabeo.
Franco arcilloso: Malvasía, Pedro Ximenez, Tortosina.
Altitud sobre el nivel del mar: aproximadamente 600 metros Extensión del viñedo: 10 Ha
Tipo de plantación: espaldera clásica y vasos antiguos Producción Media por Hectárea: 20 Hl/Ha
Vendimia: manual en cajas de 15 Kg con mesa de selección tras el despalillado

Elaboración

Despalillado total. Maceración 4h en prensa neumática. Desfangado natural por frio. Finalización de la fermentación y trabajo de lías en antiguas tinajas de barro. Crianza: 6 meses en tinajas de barro de 2800 litros. Tiempo en botella: Embotellado en Febrero de 2018 Producción: 50.000 botellas de 0.75 L

Nuestro proyecto inicial no contemplaba la elaboración de vinos blancos. En 2006 adquirimos la nueva finca en Les Alcusses y poco después ponemos en marcha nuestro proyecto de estudio y recuperación del uso de las viejas tinajas de la bodega fonda y es entonces cuando nace Cullerot. Cullerot significa renacuajo. Un pequeño vino blanco que quería crecer y mejorar en una zona de tintos. Y así fue. Las tinajas pronto nos mostraron sus bondades con los vinos blancos. Pureza y frescura, mucha frescura. Justo lo que necesitábamos. Hemos ido recorriendo la comarca en busca de viñedos viejos y con las uvas blancas hemos tenido mucha más suerte que con las tintas (lo poco que se ha salvado de las campañas de arranque está muy comprometido con las cooperativas). En este momento tenemos acuerdos con 6 productores que suponen 12 hectáreas de 5 diferentes variedades autóctonas. En ocasiones acordamos un precio por kilo pero preferimos pagar por hectárea para que el viticultor no se preocupe por la producción y para controlar mejor el cultivo. Después de estos años estamos felices por la calidad y por el éxito en el mercado de este vino y también porque, pagando bien a los viticultores, hemos conseguido preservar estos viejos y preciosos viñedos.